Lo efímero

Estaba echando un vistazo a mi muro de FB cuando me encontré con este artículo cultural. Tras leerlo, fue inevitable pinchar el enlace a la web de Escoitar. Inmediatamente empezó a sonar una grabación en la que se intuía viento entre árboles de fondo y grillos en primer plano. Duraba poco más de tres minutos. Durante esos tres minutos, y mientras leíamos el comunicado que han colgado los miembros de Escoitar, empezamos a ser conscientes de que, al igual que cuando escuchas algo en directo, ese sonido estaba desapareciendo conforme sonaba, y con él el esfuerzo y mimo de las personas que lo grabaron y almacenaron hasta ese justo momento.

Es sencillamente brutal como acción artística, profundamente emotivo que sea la acción de experimentar una obra lo que la haga desaparecer. Ese archivo estaba ahí antes de pinchar el enlace y con nuestra decisión desencadenamos su proceso de destrucción en una especie de canto del cisne.

Esos tres minutos de viento entre los eucaliptos y pinos de un sendero de As Cíes han desaparecido para siempre y ya nadie más los oirá. Habrá otros, está habiendo otros en este mismo momento, pero esos tuvieron la oportunidad de perdurar y ya no existen.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s